Inestabilidad emocional

https://www.psicologosmadrid-ipsia.com/problemas-que-tratamos/tratamiento/inestabilidad-emocional/

¿Qué es una persona emocionalmente inestable?

Todos pasamos por distintos estados de ánimo relacionados con acontecimientos de nuestra vida. Es normal sentirse triste algunos días y otros, alegre. Una persona emocionalmente inestable vive de manera constante en una montaña rusa de emociones. Puede pasar en un momento de la euforia a la tristeza más absoluta.

Por ejemplo, si pasas de sentirte totalmente hundido a estar entusiasmado sin razón clara, si lloras a menudo sin saber por qué o si pierdes la motivación para terminar un trabajo, es posible que seas una persona emocionalmente inestable.

Intentaremos analizar las causas y los síntomas de este trastorno y veremos qué se puede hacer para lograr el equilibrio emocional que nos permita tener una vida más saludable.

¿Qué significa ser una persona emocionalmente inestable?

El desequilibrio o inestabilidad emocional es una alteración de la afectividad. Las personas que lo padecen tienen numerosos altibajos en sus estados de ánimo sin un motivo justificable o con una intensidad desproporcionada a sus causas, entre ellas:

-Tolerancia cero a la frustración.

-Cambios de humor cotidianos, sin causas aparentes.

-Problemas para separar las emociones en los distintos sectores de la vida.

-Dependencia emocional y muy baja autoestima.

-Ansiedad e inseguridad.

¿Qué causa la inestabilidad emocional?

Sus orígenes se pueden deber a los cambios en el ritmo de vida y del metabolismo. Problemas para concentrarse o insomnio. Factores genéticos. La educación recibida, sobreprotección en la infancia y adolescencia.

Otras causas pueden deberse al consumo de drogas o de alcohol, al estrés diario y a una vida desordenada. Concretemos:

-Indecisión: la falta de capacidad de tomar decisiones nos lleva al límite de la inactividad.

-Necesidad de perfección: una persona que necesita hacer todo tal de forma que quede perfecto, produce una peligrosa intolerancia a la frustración.

-Estrés: una dosis de estrés no solo no es perjudicial, sino que resulta necesaria para lidiar con las exigencias de nuestra vida cotidiana.

-Adolescencia complicada: esta fase de la vida nos genera diversos conflictos que son propios de la edad.

-Sobreprotección: esta conducta que muchos padres tienen hacia sus hijos, es un campo fácil para generar inestabilidad emocional.

-Dependencia emocional: las personas que dependen de otras para reafirmar su autoestima, terminan generando conflicto con esas personas que ofician de pilares en su vida.

-La inestabilidad emocional es una condición que puede ser tratada de forma eficaz y definitiva.

El equipo de Ipsia Psicología cuenta con psicólogos expertos en el tema, donde recibirás un tratamiento totalmente personalizado para superar los problemas de inestabilidad emocional.

¿Cómo son las personas inestables?

Las personas emocionalmente inestables pasan de la euforia a la tristeza con mucha facilidad. La persona siente un optimismo intenso, gran ilusión y una motivación muy alta. Se siente capaz de conseguir todo lo que se proponga.

Pero no toleran las frustraciones. Si algo no va como a ellos quieren, despliegan una serie de respuestas emocionales y conductuales muy extremas como la ira, la agresividad, bien con uno mismo o con los demás, el abuso de drogas, la promiscuidad…

-Son personas con baja autoestima, con problemas de comunicación y pocos recursos para afrontar situaciones difíciles. Además, son personas impulsivas y viscerales, no piensan las consecuencias antes de actuar y luego se encuentran con más problemas de los que tampoco saben gestionar.

-Por otro lado, son muy enamoradizos, idealizan a las personas y les lleva a ser muy dependientes emocionalmente, cambiando de pareja con bastante frecuencia por un razón muy definida: les cuesta mucho estar solos.

-Al mismo tiempo, en los casos más extremos se puede deducir lo que se conoce como labilidad afectiva. Aquí estaríamos ya en un espectro psicótico donde aparecen las alucinaciones.

¿Como ayudar a una persona con inestabilidad emocional?

Te damos una serie de consejos para ayudarla:

-Escucha sin juzgar

-No minimices su problema

-Anima sin presionar

-Pide permiso para hablar del tema y acercarte

-No te centres en su síntoma

-No aconsejes ni des lecciones

-Ofrece ayuda profesional

No se trata de que deseemos cambiar nuestra emociones sino más bien de saber qué hacer con ellas cuando aparecen. No debemos dejarnos abrumar por las emociones y comportarnos sin pensar según nos dicten estas.

¿Qué es no tener estabilidad emocional?

La estabilidad emocional hace referencia a la capacidad de la persona para mantenerse estable y en equilibrio. En otro extremo, una persona que tiene un nivel bajo de estabilidad emocional tiende a experimentar fácilmente emociones negativas.

Es un conjunto de sensaciones subjetivas, con una serie de síntomas inespecíficos que reducen la calidad de vida, generando vulnerabilidad en todas las áreas tanto física, social como emocional.

Cuida tu alimentación y horas de sueño. Debes saber que la salud física se relaciona con la salud mental:

-Realiza ejercicio físico

-Dedica tiempo para ti

-Rodéate de un entorno Positivo

-Analíza, piensa y exprésate

¿Por qué dan bajones emocionales?

Llamamos bajones emocionales a los síntomas de alerta ante un bloqueo psicológico, y que, cuando no se cumplen nuestras expectativas, son un decaimiento constante que nos incapacita en todo sentido, nos cuesta recuperarnos, nos limita y nos anula la inteligencia emocional

Las causas más comunes de los bajones son la falta de confianza, el miedo a tomar decisiones, baja autoestima, falta de objetivos y de expectativas de futuro, incertidumbre ante situaciones importantes o la desmotivación.

Todos pasamos periodos anímicos complejos, pero a nivel médico comparar la tristeza temporal” con una depresión, es como equiparar una tormenta con un tsunami.

Por eso:

-Sal a la calle y pasea

-Recuerda tus momentos felices

-Llama a esa persona que siempre está dispuesta a escucharte

-Haz algo con las manos

-Pide abrazos

-Llora si lo necesitas

-Reflexiona sobre ti mismo

¿Qué es la inestabilidad emocional?

Lo definimos como una disfunción en nuestra estructura psíquica, que puede llegar a ser un trastorno, caracterizado por la variación constante de sentimientos y estados de ánimo.

Si pasas del entusiasmo a la indiferencia en muy poco tiempo, si inicias actividades que después te aburren y las dejas pronto, pueden ser síntomas de inestabilidad emocional.

Otra característica es la baja autoestima. Esto le genera gran inseguridad cuando se mueve en su entorno, e imposibilita a la persona que lo sufre establecer unos correctos y sólidos canales de comunicación con los demás.

Ahí es cuando aparecen los problemas y las insatisfacciones.

Cuando hablamos de personalidad inestable, todas las personas con un trastorno límite de la personalidad, personalidad inestable, se desviven para impedir un abandono real o no de algún amigo, familiar, o de un conocido. Por regla general, este miedo guarda relación con la incapacidad para estar solos.

Durante ciertas etapas de la vida, es muy importante rodearse de personas con las que es fácil tener una relación o amistad.

Estas personas pueden tener grandes y buenas cualidades, pero también pueden significar trabajo duro, y si estás listo o no dependerá de tus propias circunstancias y el equilibrio de la situación.

De esta manera, debemos estar listos para las personas que se molestan de forma desproporcionada y reaccionan mal ante pequeños errores percibidos.

¿Cómo saber si estoy mal emocionalmente?

Los principales signos de alarma de que se puede estar entrando en una depresión son los siguientes:

-Sentirse hundido o vacío

-Perder el interés por todo

-Fatiga o sensación de no tener energía

-Cambios en el ciclo del sueño

-Cambios en el apetito

-Sentirse culpable por muchas cosas, sensación de no valer nada. Arrepentimiento

-Bajo interés por los demás

-Pérdida del interés por relacionarse con la gente

Conclusiones sobre la inestabilidad emocional

Realizar actividades. Te va a ayudar a aumentar de manera significativa tu estado de ánimo.

Ejercicio físico. El ejercicio es excelente para elevar nuestro estado de ánimo ya que no sólo nos activa físicamente sino también de manera emocional.

Meditación. Nos va a ayudar a serenar nuestra mente y a que prestemos atención a lo que realmente importa que es el aquí y ahora.

Pero en nuestra sociedad, existen daños que van en contra del bienestar anímico, como la ansiedad, el estrés, la tristeza y la ira. Percibimos una situación como amenazante o desafiante.

Enfoca tu atención en algo positivo. Debes prestar atención a lo que estás pensando ahora, en estos momentos y una vez que lo hayas identificado, y si es negativo, retira sin enfadarte tu atención en ello y enfócala únicamente en aspectos positivos.

Sin generalizar. Las personas tendemos a generalizar todo. Siempre va a haber cosas que podemos hacer bien, no todo lo que hacemos está mal, tenemos la capacidad de ser felices por lo menos por momentos o por periodos de tiempo. Trata de ver las cosas de forma objetiva.

Acércate a tu familia y amigos. Lo que hacemos cuando nos encontramos decaídos y desanimados es alejarnos de las demás personas, lo cual lo único que hace es producir el efecto contrario al que queremos.

Por lo que es el momento de que busques esas redes sociales que necesitas, llamar a tus amigos y pasar momentos agradables con ellos, ya que es ahora cuando más necesitas de su compañía.