605 818 578 info@ipsiapsicologia.com       c/ Gran Vía 59, 7º Centro. Madrid. Metro: Plaza España, Santo Domingo, Callao.

¿A qué llamamos Neurofeedback?

Lo definimos como un entrenamiento que consiste en modificar el tipo de actividad cerebral para poder ser más útil y regularse por sí mismo.

Con esta técnica gestionaremos mejor nuestro cerebro e intentaremos mejorar la actividad que ya tenemos con un efecto duradero en el tiempo una vez aprendido, de esta forma no lo olvidaremos jamás.

Fundamentalmente se usa para aumentar y estabilizar la calidad de vida de diversos problemas psicológicos y físicos, beneficiando las habilidades del cerebro de manera notable.

De la misma manera se utiliza para enfermedades detalladas en procedimientos médicos.

El tratamiento del futuro

Nuestro cerebro está proyectado para aprender. Con Neurofeedback aumentamos esta capacidad de enseñanza, creando nuevas conexiones neuronales.

Con ello elevamos la eficiencia y la eficacia de nuestra actividad cerebral.

Con esta terapia nuestro cerebro se refuerza para cambiar su actividad hacia moldes más adecuados y enérgicos.

Podemos denominar a una sesión de neurofeedback como una sesión de entrenamiento personal. En cada una de ellas se entrena a nuestro cerebro para que trabaje de forma más adecuada. Se puede practicar a cualquier edad.

Neurofeedback en Ipsia Psicología

El trabajo se comienza con una valoración previa, una medición electroencefalográfica y pruebas complementarias que determinen el perfil psicológico.

Para esto colocaremos un gorro sobre la cabeza del paciente y, a través de un procedimiento totalmente indoloro y no invasivo, registraremos su actividad cerebral, con un software concreto.

El entrenamiento en cada sesión puede oscilar entre 40 y 45 minutos, siendo la duración total de la sesión de una hora.

La información lograda se comunica y se contrasta con el paciente.

Al iniciarse la terapia hay una supervisión periódica de los resultados obtenidos, realizándose seguimientos a corto, a medio y a largo plazo.

En cada sesión se realiza una medida de la actividad cerebral entrenada, y se compara el resultado con el inicial de la siguiente sesión, permitiéndonos entrever qué está pasando entre sesiones.

Finalizada cada sesión se revisa el efecto del entrenamiento y la efectividad del mismo. Por todo ello podemos conocer si existen otros parámetros que podrían regenerar el entrenamiento en futuras sesiones.

Una vez comparados los valores numéricos de las lecturas encefalográficas, se decide si se debe continuar el entrenamiento en su estado actual o si debe cambiarse.

Tras el término del tratamiento se recomienda realizar un seguimiento a los seis meses. Con ello verificamos el fortalecimiento del aprendizaje realizado mediante neurofeedback.

¿Tiene base científica el Neurofeedback?

Rotundamente, sí. Neurofeedback es una terapia amparada por la evidencia, situando su origen en estudios que enseñaban las ondas del cerebro y en el primer descubrimiento de actividad eléctrica registrada en humanos en 1929, (Berger).

Cuando se aseguraron que era posible cambiar la actividad cerebral mediante la retroalimentación que proporciona una enseñanza a la persona, se realizaron un gran número de estudios como Sterman, Lubar, Kamiya, Monastra, Peniston&Kulkosky, Davidson, Baher, Rosenfeld, y muchos más.

Actualmente existe una dispersa bibliografía de artículos científicos basados en la investigación y el empleo del tratamiento de Neurofeedback, así como la utilización del mapa cerebral.

La Asociación Americana de Psicología ha apoyado la inclusión del EEG y del Neurofeedback dentro del alcance del ejercicio de los neuropsicólogos que posean la formación correspondiente.

Conclusiones

La ciencia avanza y la psicología no debe quedarse en desventaja. Los psicólogos deben formarse y renovarse de forma continua y al mismo tiempo, ser decisivo con las nuevas terapias.

-El Neurofeedback es una terapia que trabaja de forma directa sobre la actividad cerebral, aminorando muchos de los síntomas asociados a trastornos emocionales y de orden físico, ya que en el cerebro está el control de todo nuestro organismo.

-Activa el proceso de recuperación emocional si lleva a cabo una terapia psicológica. Sus síntomas como la depresión, ansiedad, tristeza o estrés.

-Consigue la bajada de la medicación administrada hasta ese momento o dejarla por completo, ya que se recupera de las pastillas de muestra hipnótica o relajantes.

Eficacia demostrada en:

-Autocontrol

-Impulsividad

-Ansiedad

-Obsesiones

-Depresión

-Epilepsia

-Daño cerebral

-Dolores de cabeza

-Adicción a alcohol y drogas

-Insomnio

-Déficit de atención e Hiperactividad (TDAH)

Con esta técnica, el cerebro aprende a acortar las ondas cerebrales que están desreguladas y a aumentar las ondas que proporcionan una actividad más regular y funcional.

El Neurofeedback funciona tanto con niños (a partir de 6-7 años de edad), como con adolescentes, adultos y personas mayores.

Es una técnica totalmente segura, duradera y no invasiva, con efectos generalizados para la salud.